Flandria y Luján, en tiempos de cuarentena


Flandria y Luján, en tiempos de cuarentena

22-03 Las dos instituciones deportivas aportaron su granito de arena a la vez que frenaron todas las actividades y reconfiguraron el trabajo de sus planteles de primera por la pandemia del coronavirus. La comisión directiva del “Canario” puso a disposición del Municipio las instalaciones de su sede social “para lo que se crea necesario, con el fin de conservar y proteger la salud de la población”. En tanto, los futbolistas del “Lujanero” se sumaron a la campaña #QuedateEnCasa incluso antes del aislamiento social preventivo y obligatorio decretado por el gobierno nacional.

Si bien la cuarentena rige hasta el 31 de marzo inclusive, es altamente probable que la inactividad se extienda. En este contexto, tanto los jugadores de Flandria como los de Luján se llevaron tarea para el hogar de parte de los preparadores físicos Ezequiel Martínez y Alejandro Menoud.

Mientras algunos cuentan con pesas y distintos elementos de trabajo, otros accedieron a las de sus respectivos clubes. Todo es válido es pos de regresar, cuando la situación lo permita, en la mejor forma física posible. A pesar de las dificultades propias de entrenarse por su cuenta puertas adentro, con disciplina y compromiso la diferencia entre cómo se fueron y cómo vuelven puede llegar a reducirse casi a cero. El contacto telefónico entre los jugadores y “el profe” en ambos planteles es cotidiano. Martínez entregó a cada uno un primer cronograma de trabajo hasta el viernes 27, en tanto que Menoud programó rutinas de seis días de ejercicios con uno de descanso.

Ya tendrán tiempo Andrés Montenegro y Osvaldo Ruggero para pensar en el ritmo futbolístico, cuando todo pase y se pueda volver al campo de juego. Por ahora, a cuidarse. Lo primero es la salud.